Todo llega, aun cuando ni lo esperas – Publicación #05

20190617-130019

https://i.ibb.co/Fq90ZVQ/separador.png

Mi interacción con el mundo era virtual, que podía esperar decir, en un encuentro cercano de este tipo. Después de separar nuestras manos, dijo:

—Si sales del ascensor, podemos hablar de la presentación del viernes— ni enterada que seguía allí, otra vez me puse roja y hasta de mil colores creo.
Normalmente soy tímida, pero nunca había actuado tan torpemente. Salí del ascensor y me dirigí a mi sector, Laura me hablaba de la presentación del viernes, que era una exposición de una nueva marca y que debíamos ponernos de acuerdo para sobresalir. Entre en razón y dije…

—Yo, ¿contigo?— «Y sonrío otra vez, de seguir así, moriré»
—Esta presentación es la primera del año, quisiera hacerla contigo, si no tienes inconvenientes— dijo muy emocionada.

No podía creer que me estaba hablando a mí, habiendo como otros tres que podían hacer exactamente lo mismo, pero fue a mí. Vaya suerte, «tierra trágame, por favor». Asenté con la cabeza indicando que sí quería, pero no dije ni una palabra en ese momento. Ella me hablaba de la propuesta que tenía, la cual era muy interesante; pero por alguna fuerza del universo, yo no podía dejar de mirar sus labios. Cada vez que entraba en este mundo nuevamente, pensaba en qué decirle, ella sólo hablaba y yo tomaba notas; hasta que llegó la pregunta.

— ¿Qué opinas tú?— «Oh Dios, llévame contigo»

No sabía que decir, ella me miraba como esperando alguna respuesta interesante, pero yo estaba en blanco. Me dijo:

—No seas tímida, sé que tienes alguna propuesta— Esa sonrisa otra vez, me hizo volar por un instante.
Después de un momento ordené mis ideas y hablé.

—Creo de debemos tomar en cuenta las reacciones de la edición anterior; ya que se le parece en algo, pero son diferentes en muchas formas también. Creo que podemos agregarle algunos gráficos estadísticos, midiendo la reacción del público a quiénes fue presentado y partir desde allí — No sé si lo que salió de mi boca fueron palabras o susurros, pero algo le dije.

—Nos divertiremos trabajando juntas— dijo esto con la sonrisa más bella del universo.

Nos quedamos un poco más al salir del trabajo, para mejorar la presentación que habíamos avanzado en muy poco tiempo. La verdad, me sentía cómoda con ella por alguna extraña razón.

Ese día nos quedamos una hora más y luego nos despedimos; estiré mi mano para hacerlo, pero ella me tomó del brazo y me jaló, para darme un beso en la mejilla. Mientras mi cuerpo intentaba hacer algún movimiento, ella se dirigió a la oficina de mi jefe y no la vi más.

Me fui a casa y después de hacer mi ritual diario, me acosté pensando en ese beso que no esperé y el cual, me hizo estremecer.

«¿Qué diablos me estás pensando?»

separdor2-5

hm

Parte #01

Parte #02

Parte #03

Parte #04

Toda la publicación es propiedad creativa de @historiasamorlez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *